miércoles, 24 de febrero de 2010

Solidaridad



No sé cómo no se me ha ocurrido anunciar esto antes en el blog. Despiste total...

El año pasado, en el curso de patchwork de l'Escola de la Dona, la profesora nos avisó de que NO TIRÁRAMOS los carretes de hilo una vez se nos hubieran acabado.

Puso un pequeño contenedor en el clase en el que se recogen los carretes de hilo, y por lo visto hay una ONG que tiene un acuerdo con no sé qué empresa de hilo, y les llevan los carretes vacíos y esta empresa los rellena, y la ONG los envía a países de África y Centroamérica para que las mujeres de allá tengan hilo para realizar pequeños proyectos de artesanía.

Y el otro día pensé que igual hay alguien por ahí leyéndo este blog que tiene un montón de carretes de hilo y que no les importa enviárnoslos por correo para hacérselos llegar a esta ONG, así que aquí queda dicho. Si hay alguien interesado, que me envíe un correo a librosfera(arroba)gmail(punto)com y os daré una dirección postal donde los podéis enviar.

[Foto de Robert Wallace]

2 comentarios:

mamachica dijo...

Que buena cosa es!
Voy a mandarte correo para saber como se puede realizar.
Muchos besos
Sabine

Iris dijo...

Que iniciativa más original, interesante y bonita. Ahora ya sé dónde irán a parar mis carretes de hilo.